Y es así como comparte mediante instagram su error en la escritura de un mensaje.

Pues resulta que como a todos alguna vez, el predictivo (quiero creer) hace de las suyas y escribe palabras que uno no desea, además de después hacernos sentir un poco avergonzados por el texto mandado.

Y en esta ocasión le ha sucedido a Roy Kim. Pues compartió el intercambio de mensajes con un Uber resultando un poco embarazoso ya que el conductor le informa: «Hola, su Uber esta aquí». Podemos imaginar por contestar rápido le textea: «Si dame 30 sexo» e inmediatamente corrigiendo con un «oops» «segundos».

Tengan por seguro que tanto Roy como el conductor tuvieron su risa incomoda por el mensaje de texto

Deja un comentario.